ISO 50001:2018 – Gestión de la Energía

Norma Internacional ISO 50001: 2018 – Sistema de Gestión de la Energía

“Medir para identificar, identificar para mejorar”

El Sistema de Gestión de la Energía a facilita a la organización poder desarrollar e implementar una política energética y establecer objetivos, metas y planes de acción que tengan en cuenta los requisitos legales y la información que se relaciona con el uso significativo de la energía.

La norma internacional ISO 50001 trata de conseguir:

  • Uso eficiente de la energía
  • Reducción los gastos de la energía
  • Disminución de la contaminación
  • Reducción del consumo de recursos naturales
  • Desarrollar un mundo sostenible.

ISO 50001 representa, las mejores prácticas internacionales en gestión de la energía, basándose en las normas nacionales y regionales existentes, así como en iniciativas.

La implantación de la ISO 50001 ofrece un ahorro con bajas inversiones, recuperables en cortos plazos, aportando a su vez medidas para reducir el impacto medioambiental que está produciendo el cambio climático. Una producción responsable de energía y su uso eficiente, son factores clave para conseguir la sostenibilidad.

1. Metodología ISO 50001

La metodología sigue el proceso de mejora continua PDCA (Plan-Do-Check-Act):

Planificar:ISO 50001

  • Objetivos
  • Planes de acción
  • Línea base
  • Indicadores energéticos
  • Revisiones energéticas

Hacer:

  • Asignar recursos y responsabilidades
  • Formación y comunicación interna/externa
  • Controles operacionales

Verificar:

  • Medición y seguimiento
  • Cumplimiento de las obligaciones legales
  • Identificar y gestionar no conformidades
  • Control de documentación

Actuar:

  • Acciones mejora continua
  • Revisión de la gestión

2. Requisitos ISO 50001

REQUISITOS GENERALES

  • Gestión del consumo energético para identificar las oportunidades de mejora
  • Implementación de requisitos de la norma y mejora continua.

RESPONSABILIDAD DE LA DIRECCIÓN

– Compromiso de la Dirección de la empresa.

POLÍTICA ENERGÉTICA

– Declaración de intenciones y requisitos de mejora energética.

PLANIFICACIÓN ENERGÉTICA

– Aportación de las propuestas de mejora.

IMPLEMENTACIÓN Y OPERACIÓN

– Implementación de las mejoras energéticas.

VERIFICACIÓN

– Revisión del cumplimiento de los planes energéticos.

REVISIÓN POR LA DIRECCIÓN

– Asegurar conveniencia, adecuación y eficacia continua, manteniendo registros e información.

3. Certificación ISO 50001

La empresa certificadora, a la cual se presentará la documentación de solicitud y se firmará el contrato correspondiente.

–       Planificación proceso de certificación:

  • Identificar el alcance del proyecto
  • Identificar requisitos legales
  • Mecanismos de seguimiento y medición
  • Aplicación de la mejora continua

Si se detectará una no conformidad, habría que tomar un plan de acción para corregirla, disponiendo de un plazo de tres meses.

Una vez solventadas las no conformidades se realiza la auditoría de certificación, que tras su verificación se emitirá el certificado de la ISO 50001.

Para mantener la certificación, se realizan auditorías de seguimiento anualmente, en la que se comprueba que se están cumpliendo los objetivos y la política de la organización.

A los tres años se hace una auditoría para renovar la certificación en la cual se revisa el proyecto para comprobar el cumplimiento de los requisitos de la norma.